Celebración de la Virgen del Carmen

VIRGEN DEL CARMENEl domingo 15 de julio con motivo de la Fiesta de la Virgen del Carmen (en España es patrona de la gente del mar y de la Armada española)habrá Bendición e imposición de escapularios  después de cada Misa.

LA COSTUMBRE DEL ESCAPULARIO DEL CARMEN

escapularioEl escapulario del Carmen es un signo externo de devoción mariana en la esperanza de su protección maternal y consiste en la consagración a la Santísima Virgen María por la inscripción en la Orden Carmelita. El distintivo externo de esta inscripción o consagración es llevar un pequeño escapulario, que suele imponerse en tela o sustituirse por una medalla-escapulario. Esta medalla debe tener por una parte la imagen de Jesús con el Corazón, y por la otra una imagen de la Virgen. Lo mismo que los escapularios de tela, debe estar bendecida por un sacerdote.

Historia

A finales del siglo XII o principios del XIII nacía en el monte Carmelo, de Palestina, la Orden de los Carmelitas. Pronto se vieron obligados a emigrar a Occidente, y en Europa tampoco fueron muy bien recibidos por todos. Por ello, el Superior General de la Orden -Simón Stock- suplicaba con insistencia la ayuda de la Santísima Virgen. En 1251, la Virgen María, acompañada de una multitud de ángeles, se apareció a Simón Stock con el escapulario de la Orden en sus manos y le dijo: “Tú y todos los Carmelitas tendréis el privilegio de que quien muera con él no padecerá el fuego eterno”; es decir, quien muera con él, se salvará.

Privilegio sabatino

El Escapulario del Carmen, además de la promesa de salvación para quienes mueran con él, lleva también consigo el llamado privilegio sabatino.

Según la tradición, a la muerte de Clemente V (1314) y durante el cónclave -que duró dos años y tres meses-, la Santísima Virgen se apareció al Cardenal Jaime Duesa y le anunció que sería Papa con el nombre de Juan XXII, añadiendo: “Quiero que anuncies a los Carmelitas y a sus Cofrades: los que lleven puesto el Escapulario, guarden castidad conforme con su estado, y recen el oficio divino, – o los que no sepan leer se abstengan de comer carne los miércoles y sábados -, si van al purgatorio Yo haré que cuanto antes, especialmente el sábado siguiente a su muerte, sean trasladadas sus almas al cielo”.

En resumen: el privilegio sabatino consiste en que la Santísima Virgen sacará del purgatorio enseguida, especialmente el sábado después de su muerte, a quienes hayan muerto con el Escapulario y durante su vida hayan guardado castidad según su estado y rezado todos los días una oración como puede ser el Rosario u otras (la Liturgia de las Horas, la abstinencia de carne los miércoles y sábados…).

 

También podría interesarle...